Desde hace algunos años, los sitios de web migraron de una computadora de escritorio a un teléfono móvil, donde un usuario común no está dispuesto a hacer uso de sus datos de telefonía para vivir la frustrante experiencia de un sitio que tarda en cargar.

Actualmente los usuarios de internet en los teléfonos móviles buscan información concreta, de una forma veloz y eficiente; es por ello que, de acuerdo con Google, en 2016 el 53% de estos usuarios abandona un sitio que tarde más de 3 segundos en visualizarse en un navegador. Y esto se debe básicamente a malas decisiones al planear los contenidos del sitio, desde una saturación de imágenes sin optimizar hasta una errónea programación.

Más allá de requisitos técnicos y pretextos de programación, es importante resaltar que todos estos problemas se pueden simplificar si los diseños de sitios para dispositivos móviles se centran en cuatro beneficios clave:

Comprimir

Hacer la información gráfica (imágenes, ilustraciones, videos) cuente con una optimización adecuada para un teléfono móvil.

Servir

La información que busca el cliente debe estar visible de modo que le usuario no se pierda en la navegación de un sitio difícil de explorar.

Simplificar

Todos los datos deben ser concretos, evitar un discurso extenso o elementos visuales que hagan compleja la búsqueda de información.

Compartir

Se deben crear sitios que puedan compartirse de manera sencilla y veloz en cualquier medio, desde redes sociales hasta servicios de mensajería instantánea.

53% de las personas abandonará un sitio web, si tarda más de 3 segundos en cargar en su dispositivo móvil.

Existen herramientas que te permiten saber que tan eficiente es tu sitio para distintos medios, aunque siempre es mejor acercarte a un grupo de expertos que te asesoren de manera correcta de modo que tu presencia en internet sea la mejor.

 

 

Fuente: Think With Google